Hotel Luciano K

Written by Infraestructura Hotelera on Lunes, 06 Junio 2016. Posted in Proyectos

Luciano K, el edificio de Kulczewski convertido en el nuevo hotel boutique de Lastarria

Hotel Luciano K

 
Por un lado rosado y por el otro celeste. Así, bicolor, ideó Luciano Kulczewski el edificio de Merced 84 que tiene salida a la Alameda y que en los años 20 se convirtió junto al Edificio Ariztía de calle Nueva York, en el primer rascacielos de Santiago. Por un lado rosado y por el otro celeste. Así, bicolor, ideó Luciano Kulczewski el edificio de Merced 84 que tiene salida a la Alameda y que en los años 20 se convirtió junto al Edificio Ariztía de calle Nueva York, en el primer rascacielos de Santiago.

FICHA TÉCNICA

Arquitectos: Max-A
Ubicación: Dónde: Merced 84.
Mandante: Sociedad Hotelera La Gargola SpA.
Ingeniería: Alberto Ramirez.
Constructora: Constructora HP.
Diseño interior: Paula Gutierrez.

La construcción de estilo art decó, con Conservación Histórica, fue también la primera en contar con un ascensor y calefacción centralizada en la capital. Y es parte de la reconocida obra del llamado gaudí chileno, que incluye entre sus creaciones el acceso al funicular del cerro San Cristóbal, la Casa de los Torreones en calle Estados Unidos (residencia particular de Kulczewski) y el conjunto Virginia Opazo.

El edificio de la gárgola, conocido así por el felino alado que sobresale de su azotea, es hoy Luciano K, el flamante nuevo hotel boutique del barrio Lastarria que abrirá sus puertas en febrero próximo.

Estamos seguros que el espacio se convertirá en un hito imperdible de la ciudad. Con siete pisos y una espectacular terraza, destaca desde la entrada con la inconfudible firma de Kulczewski y una puerta de vitraux en color azul y amarillo.

“Queríamos crecer y siempre en el barrio por todo su entorno cultural. En el año 2012 encontramos esta propiedad, con un solo dueño que arrendaba el edificio por departamentos” recuerda Rodrigo Giadalah, director ejecutivo del hotel y parte de la Sociedad La Gárgola Spa, también propietaria de Lastarria Boutique Hotel ubicado en Santiago Bueras.

Junto a sus socios, los ingenieros y hermanos Benjamín y Charles Naylor y la familia Hiller, dueña del Movistar Arena, compraron la construcción y comenzaron el proceso de restauración que duró casi dos años e involucró a tres constructoras y a la oficina de arquitectos Max-A.

Una empresa se dedicó a sacar todas las instalaciones que ya no eran necesarias (como la caldera a carbón que no funcionaba hace años), otra a rescatar la materialidad existente y una tercera a reemplazar las redes sanitarias y eléctricas y a instalar lo que hiciera falta.

“Quisimos rescatar la esencia original de esta belleza arquitectónica. Prácticamente estaba todo a la vista: las manillas medias góticas y art decó, las puertas con sus vitraux, los pisos de parquet, la escalera de mármol blanco y el ascensor de fierro forjado. Todo eso lo mantuvimos. También nos encontramos una tina original de mármol negro, pero esa fue imposible rescatarla” detalla Rodrigo.

El gran descubrimiento fue la terraza ubicada en la azotea y que estaba escondida bajo planchas de zinc. Con Baldosas Córdova trabajaron en una réplica de la original, un cuadriculado multicolor que es el gran atractivo del lugar al aire libre. Y con la constructora española Moguerza el color de las fachadas, que fue parte de un proyecto financiado con fondos del Consejo de la Cultura y las Artes.

En total una inversión de 7 millones de dólares, que transformó el edificio de 18 departamentos en un hotel de lujo con 38 habitaciones y un restaurante especializado en sandwiches, tiraditos y tapas.

“Es un edificio ícono que se va a abrir a la ciudadanía, que estará integrado en las rutas patrimoniales de Kulczewski, que viene a revitalizar el sector cercano a Plaza Italia y a responder a los turistas que se sensibilizan con el rescate de la arquitectura y en este caso con el de Kulczewski” afirma Rodrigo sobre la figura del arquitecto, también cofundador del Partido Socialista, creador de la campaña presidencial de Pedro Aguirre Cerda y amigo de Salvador Allende. “Estamos viendo la posibilidad de ver con la hija o la nieta que conozca la propiedad y decirle que se rescató que se hicieron cosas nuevas para habilitarlo como hotel boutique de lujo, pero se conservaron muchas cosas también” reconoce contento Rodrigo.

Fuente_www.amosantiago.cl/

Lo más nuevo

Lo más visitado

Más proyectos

Para publicar

Sepa como publicar sus proyectos, productos y estudios en infrahotel.cl

Suscripción Newsletter

captcha 

Búscanos en Facebook

Acceso a ponencias

Pongase en contacto